Consultoría Energética

El ahorro energético en las Comunidades de Vecinos se hace necesario en todas ellas, debido al gran gasto que supone para las mismas. Para planear las medidas correctoras necesarias que nos permitan ahorrar energía en nuestra comunidad de propietarios hay que hacer un estudio completo en la que se valoren y posibles medidas de ahorro.

Este estudio detallado del consumo energético de nuestro inmueble nos permitirá llevar a cabo una serie de actuaciones para hacer un uso racional de la energía y reducir nuestro consumo energético.

Entre algunas de las medidas que se pueden adoptar son:

  • Utilizar temporizadores para que las luces de las escaleras, pasillos, hall y otras zonas comunes no permanezcan encendidas durante horas.
  • Instalar detectores de presencia que detecten nuestro movimiento para que solo se encienda la luz con la presencia de algún usuario.
  • Sectorizar la red de iluminación, para que cuando activemos un interruptor de un sector no se enciendan todas las luces a la vez.
  • Procurar que el tipo de luminaria distribuya bien la luz para que necesitemos menos potencia y utilizar bombillas de bajo consumo o led.
  • Sustituir las lámparas convencionales por luces de iluminación LED puede permitirnos ahorrar hasta un 80% en el consumo de electricidad, porque además de reducir el consumo de potencia, la vida útil de estas bombillas es superior.
  • Colocar relojes programadores y/o células fotoeléctricas para la iluminación exterior.

Adicionalmente a estas medidas revisamos de manera continua tanto el coste de la luz, como la potencia contratada para optimizar el gasto. Con ello se consiguen ahorros de un 20 % en la factura de la luz.

No dude en contactar con nosotros para cualquier cuestión que nos quiera plantear.